5.12.16

Medallones de solomillo con bacon al horno. Una receta para triunfar estas fiestas!


No me puedo creer que dentro de nada estemos en plenas navidades. Imagino que más de uno ya estará metido entre harinas y fogones planeando a ver con qué menús vais a deleitar a vuestros seres queridos. Y de ser así, ya estaréis haciendo pruebas y ensayos para que en su momento os salga todo perfecto, ¿Verdad?


Pues bien, yo hoy os traigo un plato sencillo, rico, fácil, lucido y de esos que gustan a todo el mundo y engalanan una mesa en cuestión de minutos ¿No os lo creéis? Solo tenéis que seguir leyendo…


El bacon da a la carne una jugosidad fantástica, eso sí, como siempre os digo es fundamental usar ingredientes de primera calidad y este riquísimo bacon crujiente ha sido todo un descubrimiento para mi. En esta receta uso el de Campofrío porque lo encuentro perfecto: su ahumado natural le da un sabor que no se puede describir con palabras. Creedme, no es la primera vez que hago esta receta, pero sí la que más ha gustado en casa.


Otra receta que no os podéis perder y que también es una buena idea para hacer estas fiestas es son estos rollos de carne individuales de mi queridísima y gran cocinera Alicia, que estoy convencida que os va a encantar.


Vamos con la receta,

INGREDIENTES ( 2-3 personas)

-          - 1 Solomillo de cerdo a rodajas (del mismo grosor que las lonchas de bacon)
-          - 1 Paquete de lonchas de bacon
-         -  2 patatas medianas a rodajas finas y un boniato pequeño
-         -  2 cucharadas de pasas (sultanas, moscatel…)
-        -   2 cucharadas de piñones Ibéricos
-        -   1 vaso de vino Pedro Ximénez o de Oporto dulce
-        -   Sal, pimienta y perejil
-         -  Un chorrito de nata para cocinar (150ml he puesto)
-          - 10gr de maizena

-          - Aceite de oliva

PREPARACIÓN  

-  Pelamos las patatas, las cortamos finas, las salpimentamos un poco y las ponemos en una fuente apta para el horno donde vaya a ir después nuestra carne. Ponemos un dedito de agua y las cocemos durante unos 5 minutos en el horno a 180º con el horno ya precalentado a esa temperatura.


-        -   Cortamos el solomillo a rodajas al mismo tamaño que nuestras lonchas de bacon, envolvemos los medallones con una loncha cada uno y fijamos bien con un palillo para que no se mueva durante el sellado en la sartén.


- Aquí en pleno proceso de "liado"


- Ya está todo el solomillo a medallones y bien envuelto. Con el palillo (he usado brochetas de barbacoa) parecen pinchitos, verdad?


- Se puede usar palillos normales, pero me gusta usar las brochetas partidas por la mitad porque para darles la vuelta lo puedes sostener desde ahí con cuidado y es más fácil.


- Solo es sellarlo unos minutos por cada lado para que la carne quede bien jugosa por dentro y no se reseque durante la cocción.


-          Sacamos la fuente con las patatas (Si quedara agua la podemos quitar o dejar), colocamos encima los medallones ya forrados con el bacon, sellados en la sartén y sin los palillos.Espolvoreamos con un poco de perejil si se desea.



-          - Vertemos el vasito de vino (unos 200ml he puesto) y horneamos a 180º durante unos 15 o 20 minutos, hasta que veamos que ya está.


- Recién sacado del horno


-          - Sacamos la fuente del horno, retiramos las patatas y la carne 


- Esta es la salsa que nos ha quedado al quitar la carne y las verduras y huele que alimenta.


- Ponemos la salsa que nos ha quedado con media cucharadita de maicena para espesar en la thermomix durante unos 3 o 4 minutos, varoma a vel.2.



Añadimos las pasas y los piñones y programamos 5 minutos, varoma a vel. 1


-        -   Cuando pare echamos la nata (depende de lo espesa que la queramos echaremos más o menos) y pondremos 10 minutos más, varoma, a vel.1 con el cestillo en vez del cubilete para que evapore más el líquido. 


- Así nos quedará una salsa espesa y llena de sabor.


A la hora de emplatar he preferido poner un poquito de salsa debajo de los medallones y el resto en la salsera para que cada uno se sirva a su gusto.


Queda un plato realmente delicioso y con un toque ahumado que le va de fábula.


¿ Os apuntáis a comer?


Un besazo y espero que os guste!

1.12.16

Pastel de berenjena y jamón york


Lo he preparado ya varias veces en casa y es que es sencillo, ligero y muy sabroso. Lo que no puedo decir es que sea fotogénico, de hecho, ha pasado por unas cuantas sesiones de fotos y no hay manera de sacarle ese encanto que tiene en su interior :D

Pero bueno, tendréis que fiaros de mi palabra y probarlo si queréis comprobarlo! jajaja


Vamos con la receta,

INGREDIENTES

- 2 o 3 berenjenas
- 3 huevos
- 250ml de leche (si lo queréis más cremoso y no os importan las calorías, podéis usar nata)
- 200gr más o menos de lonchas finitas de jamón york
- 200gr de queso en láminas tipo havarti (suelo usar el tierno light) yo queso rallado esta vez
- 400gr tomate frito casero, receta aquí
- Queso rallado, uso el 4 quesos
- Aceite, sal y pimienta

PREPARACIÓN

- Aquí las protagonistas de la receta, como véis grandecitas y bien firmes.


- Las cortamos en rodajas finitas, les ponemos un poco de sal y aceite de oliva. Horneamos a 180º con el horno ya precalentado a esa temperatura unos 10 minutos, les damos la vuelta y otros 5 o 10 minutos.
*Para quitar el amargor se cortan en rodajas finitas, se ponen en una ensaladera con agua y sal durante una media hora y se secan bien con papel de cocina. Yo no lo hago y no me quedan amargas.
* Se pueden hacer en la sartén vuelta y vuelta en vez de usar el horno, aunque como luego tiene que ir al horno yo lo veo más cómodo así.


- Así nos quedarán, las sacamos y dejamos templar.


- Si vamos a hacer la salsa de tomate casera, será lo primero que hagamos para luego no tener que esperar. Yo suelo hacer en cantidad y dejar congelada y desde luego merece la pena.

_ Cogemos un molde o un pyrex apto para horno y ponemos una capa de berenjenas y cubrimos con el tomate.


- Encima el jamón york y encima el queso.


- Repetimos la operación hasta acabar con una última capa de berenjenas.


- Por último, batimos los huevos con la leche o la nata y salpimentamos.


- Simplemente es batir bien para que se integren bien todos los ingredientes. Se podría hacer una bechamel en su lugar, pero claro, aquí estoy haciendo una especia de lasaña vegetal en su versión ligera.


- Se cubre bien con el preparado que acabamos de hacer.


- Cubrimos con queso rallado. También podéis poner mozzarella y quedará delicioso, repito que depende de lo ligero que queráis. Horneamos a 180º (con el horno ya precalentado) hasta que veamos que está hecho y el queso doradito.


- Y voilà aquí el resultado final!


Esta foto es horrible, pero os la quería enseñar para que os fijaseis bien en como queda la leche con el huevo cuajado. Cuando lo horneáis no solo se trata de fundir el queso de la cobertura, sino de que no quede el huevo crudo. Es diferente a cuando usamos una bechamel.


Lo más bonito de la sesión de fotos y de la casa entera: Mi ojazos!! Aiss Fiera, qué guapetón que sale siempre y pendiente de todo. Ahora mientras escribo esta entrada, está en el escritorio al lado del ordenador tapadito y dormido, para comérselo!


Pero como a Fiera no me lo puedo comer, salvo a besos, me voy a conformar con un trocito de este pastel tan rico. ¿Gustáis?


Un besazo y espero que os guste!

25.11.16

Tarta sueca de manzana


¡Por fin es viernes! Y nada mejor para comenzar el finde con una gran sonrisa en la cara que algún dulce tentador ¿No os parece?

Si os gustan los postres con manzana, no podéis dejar de probar esta tarta. Queda realmente deliciosa y si queréis adornarla más un buen toffee casero o una bola de helado de vainilla le iría de lujo.
En esta ocasión la he servido tal cual junto a un té bien caliente y vaya si hemos dado buena cuenta de ella ehh! Ni las migas!


Vamos con la receta,

INGREDIENTES

- 100gr de almendra molida (se puede comprar así en polvo o moler en casa)
- 50gr de harina con levadura (o harina normal y una puntita de levadura)
- 150gr de azúcar (90gr azúcar moreno, 60gr blanco)
- 1 cuch. de canela
- 150gr de mantequilla a temp. Ambiente
- 2 huevos L
- ½ kilo de manzanas golden ya peladas
- 1 molde redondo desmontable (el mío de 20cm, depende del tamaño quedará más alto)


PREPARACIÓN

- Hacemos las manzanas a cubitos pequeñitos o láminas finas. Yo las puse ya peladas con unas gotas de limón (para que no oxide y se pongan negras) y las trituré unos segundos a vel. 4.


- Las dejé de este tamaño. Cada par de segundos miraba a ver hasta que quedaron como quería. Las sacamos a una ensaladera, le ponemos la canela y la mitad del azúcar. Reservamos. Vamos precalentando el horno a unos 180º.


-  Ponemos en el vaso de la thermo la mantequilla y la ½ del azúcar, programamos 30 segundos a vel. 2,5.


- Añadimos los huevos y juntamos unos segundos a vel. 2


- Ponemos ahora la harina y las almendras y juntamos unos 20 segundos a vel. 2,5.


- Juntamos unos sesgundos a vel 4 o 5 hasta que veamos que queda una masa así espesa.


- Cubrimos nuestro molde con papel de hornear (yo forré las paredes también para que luego al desmoldar fuera más fácil y mi molde era desmontable). Ponemos la mitad de la masa y encima las manzanas que tenemos reservadas.


- Vertemos el resto de la masa e intentamos que nos quede lo más uniforme posible.


- Introducimos el molde en el horno a media altura y horneamos durante unos 35-40 minutos a esa temperatura. Si vemos a partir de los 20 minutos o así que se dora mucho lo cubrimos con un papel de aluminio. Hay que tener en cuenta que el tamaño del molde influirá en el tiempo de horneado.
Dejamos enfriar por completo antes de desmoldar.
Se puede poner por encima una capita fina de azúcar y canela, ya a vuestro gusto!


Y ya solo nos queda degustarlo!!


Uno de los mejores pasteles de manzana que he probado y además, no es para nada empachoso.


Lo he preparado ya unas cuantas veces y siempre es un éxito rotundo. Os animáis?


Un besazo y espero que os guste
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...